ARBA y la Procuración General presentaron un ciclo de capacitaciones sobre la Reforma Penal Tributaria

Con el objetivo de fortalecer y agilizar el combate contra los delitos establecidos en el nuevo régimen penal tributario que entró en vigencia este año, el director ejecutivo de la Agencia de Recaudación de la provincia de Buenos Aires, Gastón Fossati, y el Procurador general de la Suprema Corte de Justicia bonaerense, Julio Conte-Grand, presentaron un ciclo de capacitaciones que abordarán los cambios producidos en esta materia.

Para lograr avances concretos a la hora de detectar, investigar y sancionar los casos de evasión y apropiación indebida de tributos, acordamos brindar una capacitación especial a agentes fiscales, forenses y personal administrativo de ambos organismos, de manera de garantizar una labor altamente profesional que sea eficaz para el Estado”, explicó el director de ARBA, Gastón Fossati.

En ese sentido, destacó que “nuestra intención es que a partir de estas capacitaciones podamos lograr mayor eficiencia tanto en la gestión administrativa como en la investigación judicial de los delitos que se cometen contra el fisco provincial. De una manera equitativa y transparente vamos a seguir impulsando el reclamo vía la justicia penal para recuperar los recursos que son de todos los bonaerenses”.



El Dr. Conte-Grand se refirió al principio de unidad del Estado en sus diversas áreas, como requisito fundamental para trabajar articuladamente y de manera eficaz en la persecución del delito en general y de los delitos de naturaleza tributaria en especial. También enfatizó la importancia estratégica de implementar acciones conjuntas como, por ejemplo, esta jornada y otras que se repliquen en el futuro.

En el último año la Agencia realizó 73 denuncias, luego de impulsar la agilización de los procesos internos administrativos. Previo a la gestión de Fossati, el promedio de denuncias eran 10 casos anuales, y ahora se realizan 7 por mes.

Cabe destacar que la reforma de la Ley Penal Tributaria, sancionada en diciembre de 2017, contempla cambios en la normativa como el aumento de los montos mínimos a partir de los cuales se considera delictiva la conducta de evasión o retención indebida de tributos o de los recursos de la seguridad social, y la posibilidad de que el contribuyente pueda cancelar el pago de lo reclamado hasta 30 días posteriores a la notificación de la imputación penal, entre otros aspectos abordados en las capacitaciones, que serán dictadas en los meses de julio y agosto próximos.

El convenio firmado entre ARBA y el Ministerio Público, prevé la ejecución de acciones coordinadas para aplicar el régimen penal tributario, el desarrollo de proyectos de investigación sobre delitos relacionados con la evasión y la modernización de procesos.

Al mismo tiempo, mediante el uso de herramientas digitales, el acuerdo proyecta el intercambio de información de índole patrimonial, financiera, impositiva y comercial vinculado a personas físicas y jurídicas que se encuentren sujetas a investigación, observando siempre los principios legales que reglan el secreto fiscal, y crea un sistema de alertas para identificar indicios de posibles delitos tributarios.

La actividad, que tuvo lugar en el salón auditorio del Colegio de Abogados de La Plata, se desarrolló en dos paneles con disertaciones de autoridades de ARBA, magistrados y funcionarios del Ministerio Público. Contó con la presencia de más de 200 personas provenientes de los diferentes departamentos judiciales y profesionales abogados de la matrícula interesados en la temática.

ARBA dejó de imprimir y enviar por correo postal más de 3 millones de boletas

En el marco de la modernización del Estado y una política de gestión orientada a optimizar recursos, la Agencia de Recaudación de la provincia de Buenos Aires ya dejó de imprimir y distribuir por correo 3.024.512 boletas de papel correspondientes a tributos patrimoniales, lo que representa casi un 33% del padrón de objetos impositivos registrados en territorio bonaerense.


Gastón Fossati, director de ARBA, explicó que “buscamos reemplazar de forma gradual la boleta en papel por un servicio digital mucho más eficiente, que aproveche al máximo las posibilidades que nos brinda la tecnología, evite los inconvenientes de la distribución postal y cuide el medioambiente”.


La iniciativa prevé modificar la forma de envío de los impuestos, prescindiendo del papel, los mecanismos de impresión y el reparto tradicional de correspondencia, y reemplazar todo eso por un servicio de boleta tributaria que llega al mail de cada contribuyente.



 “Nuestro objetivo es seguir sumando vecinos al sistema de envío por correo electrónico y al resto de las opciones que ofrecemos por internet, para que tanto el acceso como el pago de la boleta pueda hacerse por medios digitales. Así, ahorramos recursos que son de todos y fomentamos una relación más eficiente y directa con el contribuyente, acorde a los tiempos que corren”, subrayó Fossati.


El proceso de transformación para dejar de imprimir las boletas de los impuestos Inmobiliario, Automotores y Embarcaciones y avanzar hacia un esquema digitalizado comenzó en los primeros meses de este año con aquellos contribuyentes que ya se vinculaban con ARBA de manera electrónica.


Al inicio de esa transición, se dejaron de emitir 1.555.341 boletas de papel que correspondían a usuarios del Domicilio Fiscal Electrónico y otras 606.869 de quienes voluntariamente se habían adherido al servicio por mail.


En el último mes la medida se extendió a otras 862.302 boletas, abarcando a contribuyentes que tributan Ingresos Brutos, empresas que actúan como agentes de recaudación, multipropietarios que pagan el Impuesto Complementario y personas físicas o jurídicas que tienen a su nombre más de 10 bienes, ya sean vehículos, inmuebles o embarcaciones.


Este proceso continuará en la segunda mitad del año con la incorporación de nuevos adherentes al servicio de boleta por mail que, además de brindar acceso a las liquidaciones tributarias a través del correo electrónico, actúa como recordatorio de vencimientos y bonificaciones.


Para profundizar las vías de contacto digital con el contribuyente, ARBA mejoró la plataforma de servicios que ofrece por internet y desarrolló otras herramientas web para celulares, tabletas y computadoras que facilitan el pago electrónico de impuestos, evitando el uso de dinero en efectivo, así como la necesidad de imprimir comprobantes.

El 83% de los contribuyentes con crédito fiscal en ARBA ya pueden tramitar por internet su devolución

Las personas físicas y jurídicas que tributan Ingresos Brutos en la provincia de Buenos Aires y poseen hasta $50.000 de crédito fiscal con ARBA, incluso si se encuentran dentro del Convenio Multilateral, ya pueden solicitar la devolución de esos saldos a través de un simple trámite que se realiza íntegramente por internet.


Gastón Fossati, director de ARBA, explicó que “antes los contribuyentes tenían que enfrentar un trámite engorroso que podía llevar años. Ahora, con la herramienta digital que desarrollamos, la devolución se resuelve en pocos días a partir de una operatoria ágil, simple y transparente que evita la necesidad de concurrir a un punto de atención presencial”.



Al mismo tiempo, subrayó que “por principios de equidad, la iniciativa beneficia puntualmente a quienes sean cumplidores, exhiban un buen comportamiento tributario, no estén sujetos a fiscalizaciones y tengan al día todas sus obligaciones vinculadas con Ingresos Brutos, entre otros requisitos”.


Esta medida representa un beneficio para el 83% del total de contribuyentes que tienen créditos fiscales con la Agencia de Recaudación de la provincia de Buenos Aires. Los saldos a favor provienen del régimen de retención y percepción de Ingresos Brutos, así como también están generados por pagos erróneos vinculados con el impuesto.


El mecanismo regía desde el año pasado para personas físicas que tuviesen saldos a favor de hasta $10.000 y este mes, a partir de la optimización del desarrollo informático que gestiona las demandas de repetición, ARBA pudo ampliar el límite para acceder al servicio, llevándolo a $50.000 e incluyendo en el sistema a las empresas.


Para tramitar la devolución de sus créditos fiscales, los contribuyentes que cumplan estas condiciones deben ingresar en www.arba.gob.ar y acceder a la aplicación “Demanda de Repetición”. Allí tendrán que formalizar la presentación a través de su CUIT y Clave de Identificación Tributaria (CIT).


El sistema informará los saldos a favor que constan en la base de datos de ARBA para que el contribuyente pueda seleccionarlos. Posteriormente, y en caso de que la persona física o jurídica posea deudas vinculadas a impuestos predeterminados como Inmobiliario o Automotores, le ofrecerá la posibilidad de compensar esos montos impagos con parte o la totalidad del crédito fiscal.


Una vez cumplimentado este último paso se obtendrá un comprobante de la presentación y, de manera automática, se iniciará el circuito administrativo digitalizado que resolverá la petición del contribuyente a través de la compensación o devolución que corresponda.


La informatización del procedimiento es completa, ya que incluye expedientes y firmas digitales, así como notificaciones que se envían al domicilio fiscal electrónico del contribuyente, lo cual garantiza la celeridad y transparencia del sistema.

Se aprobó en la Provincia de Buenos Aires una nueva metodología de valuación para countries

(08/06/2018) La Legislatura de la provincia de Buenos Aires transformó en ley el proyecto que faculta a la Agencia de Recaudación a aplicar un nuevo método de valuación de la tierra en countries, clubes de campo y barrios cerrados que se encuentren en desarrollo o que, teniendo sus obras concluidas, no hayan completado todavía los trámites para su registro definitivo.

Gastón Fossati, director de ARBA, explicó que “la iniciativa surgió de nuestro organismo con el objetivo de normalizar la situación fiscal de los countries que tienen incompleto su trámite de inscripción”, y resaltó que “los legisladores de todas las fuerzas políticas coincidieron en la necesidad de contar con la ley, dieron curso al proyecto y realizaron un trabajo muy importante para consensuarlo y aprobarlo”.

Respecto de la norma sancionada, consideró que “constituye una herramienta fundamental para sincerar la situación de los nuevos emprendimientos urbanos, ya que nos permite valuar los inmuebles en función del grado de avance de las obras, más allá de que algunos carezcan todavía de su registro definitivo. Ahora contamos con una nueva metodología de valuación de la tierra que aporta justicia tributaria y termina con la desigualdad”.



Las obras en espacios de uso común de los barrios cerrados, la provisión de servicios y demás características de urbanización de los mismos, como el desarrollo de accesos, calles, luminarias, parquizado, sitios recreativos y amenities, entre otros detalles, son elementos que tienen incidencia directa en el valor de la tierra.

Fossati puntualizó que “en el territorio bonaerense existen alrededor de 1.000 countries y desarrollos similares. De ellos, menos de la mitad están regularizados y tributan lo que corresponde, mientras que hay otros 590 que pagan impuestos como parcelas rurales o baldíos, a pesar de que la mayoría tiene concluida toda su infraestructura”.

En ese sentido, destacó que “con la nueva ley el valor fiscal de la tierra estará acorde a la realidad, ya que dependerá de la evolución de las obras comunes de cada emprendimiento. Así, todos los countries tributarán en un plano de igualdad, lo que significa mayor equidad y progresividad impositiva”.

Para regularizar la situación tributaria de aquellos barrios cerrados no registrados o en desarrollo, adecuando su valuación fiscal a lo que establece la nueva ley, ARBA está realizando verificaciones presenciales y controles con herramientas satelitales en predios ubicados en Pilar, La Plata, Tigre, Escobar, Ezeiza, San Isidro y otros distritos bonaerenses.

Las fiscalizaciones aportan detalles respecto del grado de avance de las obras comunes en barrios cerrados, el suministro de servicios y otras particularidades de las urbanizaciones que influyen en la valuación de la tierra.

A partir de esos datos, ARBA calculará los nuevos valores fiscales de los inmuebles situados en countries no registrados o en desarrollo, en función de lo que establece la normativa que acaba de sancionar la Legislatura provincial, y notificará esa novedad a los contribuyentes. De aquí en más, esos propietarios pasarán a tributar el Impuesto Inmobiliario acorde a la valuación informada.

 
Powered by Blogger