Ir al contenido principal

La Provincia exime de pagar el impuesto inmobiliario a 1,3 millones de propiedades

(25/10/2011) Para avanzar en términos de justicia y equidad tributaria la provincia de Buenos Aires fomenta diversas exenciones impositivas que buscan aliviar la situación de los contribuyentes que, por motivos socioeconómicos u otras causas, necesitan contar con beneficios fiscales. En lo que respecta puntualmente al Impuesto Inmobiliario, la Agencia de Recaudación mantiene eximidos en la actualidad a 1,3 millones de inmuebles que, en su gran mayoría, son propiedad de familias de bajos recursos y jubilados que los utilizan como vivienda única.

El resto de las partidas inmobiliarias exentas, que corresponden a diferentes situaciones regladas por el Código Fiscal y otras leyes especiales, favorecen a instituciones de bien público, inmuebles del Estado, PyMEs y empresas amparadas por promoción industrial, campos afectados por sequías e inundaciones, etc.

Al explicar el sentido de las exenciones y los créditos fiscales del Inmobiliario, Martín Di Bella, el economista que conduce Arba, sostuvo que “la gestión de Daniel Scioli promueve un enfoque impositivo basado en la equidad. Nuestra intención es que aporten más recursos aquellos ciudadanos con mayor capacidad contributiva y, paralelamente, queremos liberar del pago de tributos a las familias de bajos recursos y los jubilados. Ese objetivo lo concretamos a través de las exenciones impositivas que benefician a los vecinos que poseen propiedades de baja valuación fiscal”.

Di Bella consideró que “también es importante aliviar con ventajas impositivas a los campos afectados por sequías o inundaciones y, del mismo modo, apuntalar a las PyMEs que, por ejemplo, se dedican a producir software y biocombustibles, porque es una forma de brindarles mayor competitividad a sectores que son estratégicos de cara al futuro”.

Exenciones a familias de bajos recursos y jubilados

A partir del año 2009, la gestión del gobernador Daniel Scioli decidió profundizar la política de exenciones del Impuesto Inmobiliario para aliviar la carga tributaria de las familias de menores recursos. Hoy día están eximidos de pagar el tributo cerca de 830 mil vecinos de la Provincia, que son propietarios de una única vivienda que está valuada por el Fisco en menos de $25 mil.

Las familias con inmuebles que reúnen esas características no precisan realizar ningún trámite para acceder al beneficio, ya que al cumplir con estos requisitos son favorecidas de manera automática con un crédito fiscal que las exime de pagar.

En esa línea, la política de exenciones también abarca a los jubilados y pensionados bonaerenses. Según datos brindados por la Gerencia de Impuestos y Contribuyentes de Arba, actualmente se encuentran vigentes alrededor de 300 mil beneficios que fueron concedidos a abuelos que poseen inmuebles en la Provincia, luego de que realizaran el trámite correspondiente ante Arba.

Todos aquellos jubilados y pensionados que sean propietarios, usufructuarios o poseedores de un solo inmueble, con una valuación fiscal inferior a $200 mil, pueden gestionar su exención inmobiliaria en los centros de servicio de Arba, siempre que posean ingresos jubilatorios menores a dos haberes mínimos. Cabe destacar que los beneficios a jubilados y familias de bajos recursos concentran el 87% de todas las exenciones sobre el Impuesto Inmobiliario que mantiene vigente la provincia de Buenos Aires.

Otras exenciones

El resto de las exenciones sobre el Impuesto Inmobiliario que se aplican en territorio bonaerense responde a situaciones específicas: existen, por ejemplo, beneficios para los ex combatientes de Malvinas, sean conscriptos o civiles, que posean una única propiedad destinada a uso familiar, cuya valuación fiscal no supere los $80 mil. Para acceder a la exención, los propietarios deben iniciar el trámite en www.arba.gov.ar y, una vez impresa la constancia que devuelve el sistema informático, concurrir a un centro de servicio de Arba para completar la gestión. Un beneficio de idénticas características abarca a los detenidos e hijos de desaparecidos durante la última dictadura militar.

Además, en lo que respecta a organizaciones de bien público, inmuebles del Estado, establecimientos religiosos, etc., existen en el territorio provincial 164 mil partidas inmobiliarias favorecidas con exenciones que se encuentran especificadas en el Código Fiscal. Entre ellas, se cuentan instituciones como la Cruz Roja, bomberos voluntarios, bibliotecas populares, entidades dedicadas a la salud pública, escuelas, inmuebles declarados como monumentos históricos, entre otros.

También hay vigentes exenciones del Impuesto Inmobiliario que tienen su origen en leyes especiales, que son promulgadas para atender y aliviar la situación de los contribuyentes ante situaciones extraordinarias, como por ejemplo sequías o inundaciones. De esta forma, la Provincia aplica prórrogas en el pago del Inmobiliario Rural en aquellas zonas declaradas en emergencia, o directamente exime las parcelas afectadas en áreas consideradas de desastre.

El trámite comienza en los municipios, que son quienes reciben el pedido de declaración de emergencia o desastre agropecuario de parte de los productores o las entidades que los representan. Una vez reunida toda la documentación, el gobierno municipal la eleva al Ministerio de Asuntos Agrarios de la Provincia, que es el responsable de emitir los certificados definitivos.

Por otra parte, y dado que su actividad está enmarcada en un régimen especial, cuentan con exenciones del Impuesto Inmobiliario las distribuidoras de energía eléctrica, puesto que realizan una contribución específica a la Provincia que les permite sustituir otros tributos.

Asimismo, hay otros beneficios impositivos que se orientan a fortalecer determinados sectores productivos que revisten interés estratégico en términos de desarrollo. Así, los regímenes de promoción industrial apuntalan con ventajas tributarias, que incluyen la exención del Inmobiliario, a empresas y pymes de diferentes rubros de la producción, entre ellas, las que se dedican a la elaboración de biocombustibles y software. Cabe subrayar que la autoridad de aplicación en materia de promoción industrial es ejercida por el Ministerio de la Producción de la Provincia.

Al referirse a los incentivos fiscales, Di Bella afirmó que “nuestra intención es que todas las ramas productivas crezcan y consoliden su desarrollo porque, de esa manera, van a garantizar en pocos años beneficios concretos para la Provincia. Desde el equipo económico que conduce el ministro de Economía Alejandro Arlía creemos que el estímulo del Estado es fundamental para avanzar en términos de inversión en sectores estratégicos de la industria, porque eso genera puestos de trabajo genuinos y un nuevo horizonte de negocios”, explicó.

Cabe destacar que las exenciones del Impuesto Inmobiliario, que como se explicó abarcan un total de 1,3 millones de inmuebles y viviendas, alcanzan a propiedades ubicadas en cada una de las 135 localidades del territorio bonaerense. Para acceder a mayor información sobre las exenciones que aplica la Agencia de Recaudación, se puede consultar a la línea telefónica gratuita 0800-321-ARBA (2722) o ingresar a www.arba.gov.ar.

Comentarios

Entradas populares de este blog

ARBA: CUÁNDO VENCEN LOS IMPUESTOS PATRIMONIALES BONAERENSES

La Agencia de Recaudación de la provincia de Buenos Aires estableció el calendario fiscal 2022 y dispuso que el vencimiento de la primera cuota y pago anual del Impuesto a los Automotores opere recién el 10 de marzo próximo . El calendario fiscal brinda a los contribuyentes la información necesaria para cumplir en tiempo y forma con sus obligaciones impositivas. Por otra parte, la primera cuota y pago anual del Impuesto Inmobiliario Urbano , tanto en su planta edificada como baldía, se determinó para el 22 de febrero , lo que implica que no habrá vencimientos de impuestos predeterminados durante enero . A tal efecto, las cinco cuotas de Automotores vencerán en marzo, mayo, julio, septiembre y noviembre. En tanto que las del Inmobiliario Urbano lo harán en febrero, abril, junio, agosto y octubre. Los vencimientos del Impuesto Inmobiliario Rural y Complementario fueron fijados en los meses de marzo, junio, septiembre y noviembre. Respecto del tributo a las Embarcaciones Deportivas,

ARBA DESPLIEGA EN LA COSTA LA CAMPAÑA SIMPLIFICATE: DÓNDE ENCONTRAR LOS PUESTOS DE ATENCIÓN

Desde enero y hasta mediados de febrero, ARBA ofrecerá puestos de atención en puntos estratégicos para el turismo, además de reforzar la atención en las oficinas de la costa. También intensificará las acciones de fiscalización para detectar evasión tributaria en los sectores de mayor capacidad económica. En el marco de las vacaciones de verano, ARBA busca implementa la campaña SIMPLIFICATE con el objetivo de ampliar el acceso a los trámites y acercar información sobre cómo agilizarlos, a la vez que se refuerzan las fiscalizaciones en los sectores con mayor poder adquisitivo. Más beneficios, menos trámites Simplificate es una iniciativa que otorga la posibilidad del pago unificado del Monotributo e Ingresos Brutos: una modalidad que, a su vez, exime a los usuarios de las retenciones bancarias y la presentación de declaraciones juradas. Además, promueve la adhesión para recibir las boletas a través del correo electrónico. Por último, con esta oportunidad la Agencia propone la realización

ARBA DETECTÓ EN PINAMAR DOS EDIFICIOS QUE ESTABAN SIN DECLARAR Y EVADÍAN EL IMPUESTO INMOBILIARIO

En el inicio de las acciones de fiscalización de verano, que abarcan la costa atlántica y otros puntos del territorio bonaerense, agentes de ARBA intimaron a los desarrolladores de dos edificios residenciales en Pinamar, ya que no habían declarado esas construcciones ante el fisco.   Cristian Girard , director de la Agencia de Recaudación de la provincia de Buenos Aires , explicó que “ mediante un sistema de fiscalización inteligente, que incluye tecnología satelital y controles presenciales, detectamos dos edificios de departamentos que las empresas constructoras todavía no declararon. El valor total de mercado de estas edificaciones supera los 5 millones de dólares ”. Además, detalló que “ los inmuebles deberían estar dados de alta hace 5 meses. En conjunto, son 5.000 metros cuadrados cubiertos sin registrar, que representan una evasión muy importante en el Impuesto Inmobiliario. Los desarrolladores fueron intimados para que regularicen la situación, pagando el tributo atrasado